La atracción y la retención del talento

Es un tema en el que podríamos profundizar muchísimo, particularmente me apasiona porque es el gran reto al que se enfrentan desde hace tiempo la mayoría de las empresas, no sólo las más punteras e importantes que son las que, en teoría, más están invirtiendo en ello, sino que es muy importante para cualquier empresa.

Tener a los mejores profesionales es algo que cualquier empresa quiere, y una vez que los tiene tendrá que ver cómo conseguir que no se quieran ir a trabajar a otra empresa. Además del coste temporal que ello supone por tener que reemplazarlos, está el coste económico, hay estudios que revelan que sustituir a trabajadores con puestos directivos supone un coste del 94% de su salario anual. Además, hay que tener en cuenta que esa persona se irá a empresas de la competencia con los conocimientos y competencias adquiridas en la empresa que deja. Estos son algunos de los motivos por los que es tan importante.

Queremos compartir con vosotros algunos tips que ayudan a que las empresas puedan tanto atraer, como retener mejor el talento que poseen dentro de su empresa.

1.  La confianza

Desde el primer momento que una persona se incorpora a la compañía hay que transmitirle que se deposita confianza en ella.

El acompañamiento en el proceso formativo es muy importante, independientemente del nivel de experiencia y el puesto al que se incorpora el nuevo candidato, ya que, aunque sea una persona con amplia experiencia, todo conlleva un proceso de adaptación a la nueva empresa y toda ayuda por parte de la nueva empresa siempre se valorará.

Sentirse valorado está demostrado que aumenta la productividad, la motivación y el buen clima laboral.

2.    La comunicación

Algunos ingredientes que favorecerán esta confianza son, sin duda, la buena comunicación y la transparencia. La comunicación es fundamental, sobre todo, ahora con equipos híbridos trabajando la gran mayoría en remoto, algunos partime, o fulltime, con integrantes de equipos multidisciplinares.

Una buena comunicación aporta sugerencias por parte de todos, críticas constructivas, siempre aportadas desde la empatía, ayuda a resolver problemas conjuntamente, fomenta la involucración y el trabajo de equipo y ayuda a fomentar buenas relaciones interpersonales para propiciar un mejor clima laboral.

3.     Los valores

Está demostrado que, si los valores de la empresa son compartidos con sus empleados y coinciden, esa persona estará más tiempo en esa empresa. Se está viendo que cada vez más, sobre todo las nuevas generaciones, valoran empresas por ejemplo que apuestan por la sostenibilidad. Esto provoca que a la hora de elegir entre ir a trabajar a una empresa que cultive un valor que aprecian y otra que no lo hace, elegirán la primera.

Además, sentirse valorado como hemos indicado anteriormente ¿a quién no le gusta? Hay personas que no sólo les gusta, sino que lo necesitan, y esto ocurre a la gran mayoría.

Por eso, por parte de las empresas, el valorar a las personas que forman parte de ella es algo que nunca estará de más, recuerda que siempre y que a todas las personas es algo que les gusta y cuando una persona siente que se le valora como profesional, es más difícil que piense en querer irse a otra empresa.

4.     La flexibilidad

Si ya era algo que se valoraba, ahora tras la pandemia se ha puesto más encima de la mesa que nunca. Y es que las prioridades de muchas personas han cambiado, ahora la conciliación entre la vida laboral y la personal ha tenido un periodo en el que muchos se replantean y valoran más que antes de la pandemia. La flexibilidad puede aplicarse en muchas variantes, desde el lugar de trabajo, el horario de entrada y salida, o comer en menos tiempo, o teletrabajar algún día si su trabajo se lo permite, etc.

También hay empresas que premian con más días de vacaciones, por ejemplo, a las personas que van cumpliendo años dentro de la empresa, o traslados a delegaciones de otros países cuando la empresa se lo pueda permitir, etc.

Pero, sobre todo, el enfoque de esta flexibilidad está en la conciliación, ya no hablamos sólo de la familiar que pensamos que atañe a los que tienen hijos, sino conciliación en general de la vida personal fuera del trabajo, quieren tener tiempo para sus hobbies, por eso los jóvenes también están valorando mucho el tema de la flexibilidad.

5.    Salarios competentes

Como empresa, no puedes pretender pagarles a las personas un salario que no esté acorde con el mercado y el perfil que tienen.

Para ello, habrá que tener en cuenta factores como: la experiencia laboral de esa persona, la formación, las competencias que ha ido adquiriendo a lo largo de su trayectoria, su flexibilidad o disponibilidad para viajar, etc. Estos factores son más objetivos que subjetivos y con ello ya puedes hacer un estudio del mercado laboral y hacernos una idea del salario en el que se encontrarán y por supuesto, no pretender ofrecerle algo que no sea acorde.

6.     Los beneficios

Además del salario existen otros beneficios e incentivos que son muy favorables tanto para las empresas como para los empleados. Los más clásicos o conocidos son: tickets o tarjetas restaurant, de guardería, al transporte, seguro médico, …Y cada vez están apareciendo más como, por ejemplo, cuotas de gimnasio o hobbies, sesiones de coaching o mindfulness, sesiones de fisioterapia, sesiones de belleza, tarjetas regalo de ropa para trabajar, etc.

Todo esto ayuda más de lo que las empresas se creen a la hora de retener el talento.

7.      Plan de carrera

Saber que puedes prosperar dentro de una compañía es muy importante a la hora de incentivar y motivar a las personas. Es un área en el que hay que trabajar muchísimo más de lo que se hace, en los estudios de clima laboral es un aspecto que suelen valorar los empleados por encima del 70 %. La falta de desarrollo profesional de las personas dentro de las compañías es uno de los motivos principales por los que más se suelen ir a otra empresa, por eso es tan importante poder ofrecerles, al menos, lo mismo dentro.

Lo más importante es que todas estas herramientas las podéis aplicar en cualquier empresa, da igual su tamaño, su ubicación, su sector, si es nacional o a nivel internacional, porque todas las personas estamos valorando, en la mayoría de los casos, aspectos muy parecidos en el ámbito laboral.